Reseña Película: Solo (2020) - Bimasaktisanjaya
CineHugo CReseña

Reseña Película: Solo (2020)

SOLO - ALONE Película Completa_cover_55 b

Tïtulo original: Solo
Año: 2020
Director: Miguel A. Carrión
Guión: Miguel A. Carrión
Con: Pedro Monteagudo, Celia Labrador, María Chillarón, José Luis Ruda, María González, Aroa López, Beatriz Naranjo, Damián Ventura, Roger A. Sampedro.
Duración: 40 min.
Grado: 5/10
Reseña: Hugo C

postclock08

192. Hola amigos, hoy les traigo la reseña de un mediometraje español que no tiene nada que ver con George Lucas. Esa película también se llama Solo pero es de 2018 y dura 135 minutos. Ésta dura 95 minutos menos, se la puede ver en YouTube –al final de la reseña les dejo el enlace, por si les interesa verla–, está hecha con una fracción de lo que gasta Lucas en un desayuno de entre semana, y sin duda provoca menos acidez. Más allá de las inevitables comparaciones con The Quiet Earth (1985), se trata de una película interesante si te gusta este tipo de cosas.

Spoiler alert: sí, amiguitos, hay spoilers desde el vamos, así que ustedes verán.

Screenshot (1425)

El protagonista es un desquiciado que vive en un mundo vacío, luego de una catástrofe ecológica o una plaga zombi o una guerra civil o algo así. Pero no tan vacío, ya que resulta que el tipo, solo, lo que se dice solo, solo, no está. Y no hablo de sus recuerdos, que lo acompañan, ni de su audiencia imaginaria para la que monologa durante el transcurso de la película. No, aún ahora, en el presente de la película, el tipo no está solo: se cruza con al menos tres personajes más. Así que, si vamos al caso, la mera mención de The Quiet Earth en el párrafo inicial ya cuenta como un spoiler.

Screenshot (1426)

La película alterna entre flashbacks de su vida anterior y la actual. Antes, lo vemos, bañado y afeitado (con una barba cuidada, digamos) y con su compañera de entonces en una casa de clase media. Ojo, sólo ellos dos, ya que aparentemente tampoco eran de codearse con extraños: entre sus evocaciones no hay alguna que lo muestre yendo a ver al Real Madrid, o al rastro, o al McDonald’s, o cruzando una calle céntrica un miércoles al mediodía para ir a comprar cigarrillos.

También vemos que tiene una bonita automática de 9 mm, que aquí hace las veces de la literal pistola de Chéjov. (Según Chéjov, si uno muestra una pistola en el primer acto de una obra, ésta debe ser disparada en alguna instancia posterior. Ésto puede aplicarse a cualquier objeto, pero en esta cinta se trata de una pistola. Ni más, ni menos.)

Screenshot (1422) 

Ahora, en el presente del mediometraje, lo vemos con un poco más de suciedad, recogiendo basura y comiendo de una lata. (Es decir, nada demasiado distinto de lo que pasamos día a día quienes no somos europeos de clase media.) La barba le ha crecido un poco.

Eventualmente encuentra una botella con un líquido incoloro que él presupone que es agua. Aparece otro ciruja, que le arrebata la botella y procede a embocarse el líquido elemento. nuestro héroe lo apuñala por la espalda, pero ya es tarde, la botella está vacía.

Screenshot (1423)

“Sabéis lo que es más terrible? Lo solo que te sientes”, dice el protagonista luego de saquear la mochila del tipo al que acaba de matar a sangre fría. Y bueno, mi amigo, ya lo dijo Confucio: “Si cuando te encuentras con otro lo apuñalas por la espalda, no esperes demasiada conversación.”

Screenshot (1415)

La película no está mal, pero es como que te refriega su discurso en las narices. Ni bien empieza te tira por la cabeza un cartelito con una de las tantas versiones de ese supuesto proverbio aborigen sobre el dinero, que no se come. Esa frasecita tuvo sus cinco minutos de fama hace unos 10 ó 15 años, cuando nos hartamos de verla en láminas y camisetas progres. En fin, si todos los hombres del mundo se dieran la mano…

Unos pocos minutos después, la voz sobreimpuesta del protagonista comienza a hacer las veces de narrador y monologuista y ya no afloja hasta el final. Claro, está solo y no hay quien le diga que calladito se ve más bonito. 

Screenshot (1416)

Es que a menos que nunca hayas visto una película postapocalíptica en tu vida, los monólogos del protagonista te van a resultar redundantes cuando no tediosos, así que la cosa mejora mucho si se le quita el sonido. En cuanto al aspecto visual, Solo es una cinta clara y fácil de seguir, despojada, sin virtuosismos innecesarios. Me gustó la actuación del protagonista. La de la antropófaga del final, un poco menos. El resto, bastante flojito, en especial quienes ponen las voces en el “debate televisivo”, que por momentos dan un poco de vergüenza ajena.

Como ven, no es una película para ver con niños pequeños, a menos que los queramos ver llorar o incluso vomitar de aburrimiento. Tal vez un número musical con el acuchillado y su asesino le hubiese dado un poco de alegría a la cosa, pero sospecho que nos estaríamos desviando un poco de la historia principal y de los árboles y los peces y el resto. Aún así, hay que decir que no se trata de una película explícita: el arma hace ruido pero no vemos el daño, los caníbales aquí lo son sólo de palabra, hay un cadáver castamente cubierto bajo una sábana, el cuchillo es de mentiritas pero al menos el acuchillado escupe un poco de jarabe rojo.

Screenshot (1419)

Lo bueno es que, a diferencia de la ya mencionada The Quiet Earth, el final no te hace doler la cabeza intentando buscarle un sentido. Más allá de su discurso ecologista, Solo termina siendo un estremecedor alegato sobre el cuidado que hay que tener con lo que uno come, tanto es así que debieran exhibirla en todas las escuelas. Observen, niños, este señor está comiendo de una lata sin rótulo… Acá se pelea con otro por una botella con un líquido dudoso… ¿Qué será? ¿Lejía, vodka, matarratas? Epa, acá come algo y le cae mal… Ah, no, le echaron algo en el potaje porque se lo quieren almorzar, con todo y barba… ¡Toma plomo, vieja antropófaga! Y a la niña, pues a retorcerle el pescuezo y hala, a otra cosa. Siempre miren los rótulos, niños.

En resumen: bien hecha en lo visual pero un pelín deprimente. El mensaje central es, por supuesto, ecologista, vegano, pacifista o las tres cosas a la vez. El final confirma la idea subyacente: el hombre es el lobo del hombre. Matar a otros es malo, comérselos tampoco está muy bien visto. También: cuando el último árbol sea pescado y el último pez ajusticiado, ya nadie verá mediometrajes en YouTube.

mudo

Enlaces para ver la película y extras en YouTube:

Más reseñas en su índice.

¿Te animás a escribir una reseña para el blog?

Un tutorial para escribir reseñas.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Back to top button
Close